El alcohol en el embarazo podría ser delito en Reino Unido

El alcohol en el embarazo podría ser delito en Reino Unido

Escrito por: Sacra    9 noviembre 2014     Comentario     2 minutos

En el Reino Unido se está debatiendo uno de los más graves problemas que puede tener la embarazada a lo largo de la gestación: el consumo de alcohol. A pesar de las recomendaciones todavía son muchos los niños que nacen enfermos debido a este mal vicio, por lo que se está pensando en considerarlo como un delito penal.

Ser conscientes de la responsabilidad que supone traer a un hijo al mundo es algo que va intrínseco en la mayoría de familias. Cuando una mujer decide por voluntad propia ser madre, sabe que se enfrenta a una serie de limitaciones y obligaciones que van unidas, de forma vital, a la perfecta salud de su bebé. De sus malas actuaciones, vicios o poco recomendables costumbres, especialmente durante la gestación, pueden quedar secuelas de por vida tanto en la salud como en el aspecto físico del niño.

Y una de esas prácticas, que no siempre se le ha dado la importancia necesaria, es el consumo de alcohol durante el embarazo. Diversos estudios e investigaciones nos confirman que el consumo del alcohol en este periodo trae secuelas gravísimas en la salud de nuestro bebé y que le van a durar de por vida. Es por ello que en el Reino Unido, y tras distintos problemas judiciales con una madre y su bebé que nació con el Síndrome de Alcohol Fetal, se está planteando imponer como delito penal el consumo de alcohol en el embarazo.

Desde hace cuatro años, los tribunales de Reino Unido están intentando resolver el caso de una niña de seis años que nació con el Síndrome de Alcohol Fetal, lo que le ha traído graves problemas de salud ligados a su retraso en el crecimiento. Las autoridades británicas están intentando refrendar su acusación a la madre ya que, al parecer, su ingesta de alcohol a lo largo de la gestación fue fundamental para los problemas de salud de la niña.

Fue en 2011 cuando un tribunal británico sentenció que el alcoholismo de la madre era un “crimen de violencia” y, por ello, debía recibir una indemnización, algo que fue revocado y, ahora, se está esperando una nueva sentencia. Si se anulara el primer veredicto, este caso sentaría precedente para iniciar una nueva ley en la que se criminalizara el comportamiento de las madres durante el embarazo.

Vía | Te interesa
Foto | Somos pacientes


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.