25 enero 2011 Fertilidad

Adopción de embriones, otra posibilidad para las parejas con problemas de fertilidad
La mayoría de las parejas que se somete a Fertilización In Vitro (FIV) no sabe que hacer con los embriones sobrantes. Estos se acumulan en las clínicas de fertilidad a la espera de que o bien los padres decidan su futuro, o bien venzan los cuatro años que tienen de plazo y pasen a ser propiedad del centro. Las opciones para los padres son reservarlos para su uso propio en un futuro, donarlos a otras parejas o a la investigación o destruirlos.

En el Institut Marquès de Barcelona se vieron con miles de embriones sobrantes. Según cuentan desde la clínica, la primera opción fue donarlos a la investigación, pero nadie los aceptó. Así que optaron por donarlos a parejas con problemas de fertilidad. El procedimiento es similar a la FIV, pero con algo menos de eficacia y con un coste significativamente menor, alrededor de 3.000 euros.

Para los padres biológicos es muy complicado decidir que hacer con sus embriones, por eso no es raro que agoten el plazo legal y dejen que sea la clínica quien decida el futuro de ellos. Para los padres adoptantes, es una opción de serlo desde el primer momento. Pero es una práctica muy controvertida. Desde mi punto de vista la discusión sobre si es o no ética no debería estar en este paso. Aquí ya hay embriones en congeladores y hay que decidir que hacer con ellos, sino antes, cuando se produce ese exceso de embriones. La ley no pone límite al número, sólo limita la implantación a tres, y se deja a criterio médico. Quizá lo óptimo sería lograr una técnica con sobrantes cero.

La decisión debe ser muy complicada para ambas partes, sin ninguna duda.

Vía | El Mundo
Foto | Acción Chilena

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 25 enero 2011
  2. Adopta un embrión 8 agosto 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *