26 noviembre 2016 Embarazo, Salud

enfermedades geneticas recien nacidos

Ser padres es una decisión muy importante que tomamos los seres humanos a lo largo de nuestra vida. Es necesario que seamos plenamente conscientes de que esta decisión hace que toda nuestra vida tome un nuevo giro, teniendo que extender nuestra existencia más allá de nosotros mismos. Es así como nos convertimos en educadores, protectores y, también, en símbolos morales de esa nueva vida que elegimos traer al mundo.

Pero además de dejarles como herencia una forma de entender el mundo o un a serie de bienes materiales, algo que se nos suele pasar por alto, es la herencia genética que le transmitimos. No debemos olvidar que, según los datos que manejan los expertos, existen más de 10 mil enfermedades hereditarias que afectan a un 2 por ciento de los recién nacidos vivos.

La mayoría de enfermedades que conocemos como “raras” y de las que todavía, y por desgracia, no se han encontrado soluciones viables y eficaces, pertenecen a ese grupo que es el transmitido a través de los progenitores. De hecho, es un 80 por ciento de esas enfermedades, las que son transmitidas de padres a hijos, en muchos casos sin ni siquiera ser conscientes de ello.

Por ello resulta vital detectarlas a tiempo con el fin de conocer si somos poseedores de algún tipo de alteración genética y que puede ser transmitida a nuestros hijos. Es así como aparece el Test de Compatibilidad Genética, una prueba eficaz para aquellas parejas que han decidido ser padres y que pudieran tener algún tipo de duda, tanto si hay antecedentes familiares como si existe un riesgo potencial, incluso sin que se haya manifestado.

Este Test resulta también, especialmente vital, para aquellas parejas o mujeres que tienen dificultades para tener hijos y van a someterse a cualquier tipo de tratamiento de reproducción asistida.

Vía | Ginefiv
Foto | Vanguardia

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *